martes, 15 de enero de 2008

La habitación verde


Como mi otro yo (el que es todo lo que yo querría ser, etc..) se me ha adelantado y ha comentado El club de la lucha, me toca a mi comentar la película que programó Iván.

Se trata de La Habitación Verde. Como bien sabéis, no me gusta despotricar sobre las películas que no triunfan en el club, pero he de decir que nunca un gran nombre de la historia del cine me ha decepcionado tanto como este François Truffaut. Se supone que es una reflexión sobre la manera de enfrentarnos al dolor de la muerte de nuestros seres queridos, una crítica a la obsesión de nuestra sociedad por ocultar el duelo, por obviar el dolor, pero también a los que se regodean en el dolor hasta el punto de no permitirse seguir con sus vidas. Todo este batiburrillo se convierte en una película confusa, enfermiza y carente de la sensibilidad que se le presupone a una historia sobre un hombre traumatizado por haber perdido a su mujer y a todos sus amigos en la primera guerra mundial. Podría haber dado mucho más de sí (como promete el potente inicio, la discusión con el sacerdote, etc), pero al final se queda en nada o casi nada.

Por favor, que alguien me diga qué películas de Truffaut tengo que ver para descubrir al gran maestro que dicen que es. Yo, por ahora, no lo he encontrado.

Sigo buscando con ahínco y entusiasmo.

3 comentarios:

JULI dijo...

Bueno, eso de que tú eres el YO que yo querría ser...
¿Dónde escondes a Angelina Jolie?

Anónimo dijo...

Tú que eres tan aficionado a la ortografía, te ruego que te fijes en la sintaxis de la primera frase del comentario:

"Mi otro yo, el que es todo lo que yo querría ser, ha comentado El club de la lucha..."

El que esconde a la Jolie eres tú!!!

JULI dijo...

Me cago en la leche, que se me ha perdido!!!!!!!!!!!!!!
Vuelve, Angelina, vuelve!