martes, 25 de diciembre de 2007

La película más mosqueante del mundo

Propone: Pepe
Comenta: Juli

Y no lo digo porque el espectador se pueda de alguna manera enfadar, sino porque la última película que trajo nuestro querido golfo Pepe fue "La Mosca" (1986), de David Cronenberg. La película trata del típico científico loco que se cree por encima del bien y del mal y que por un descuido en la higiene de su laboratorio, en su propio organismo se le cuela el ADN de una asquerosa mosca, mutando ambos hacia una criatura repugnante que da en llamar Brundle-Mosca (Brundle es su apellido, así que aquí podemos imaginar un Rodríguez-Mosca, que también sería un bichejo asqueroso).

Como curiosidad, el tal Cronenberg quiso emular a Hitchcock y sale en la película haciendo de ginecólogo, si mis fuentes, o sea internet, no me fallan.
Vaya, parece que hoy, en vez de hablar de la película estoy haciendo los típicos comentarios de JULI. Será porque soy yo.

Y ahora en serio, la película está muy bien lograda y consigue mantener en vilo al espectador con ese terror de "asco" que tan de moda se puso en los 80, con esa "revolución" de los efectos especiales que se produjo por aquel entonces. A destacar el gran papel de la pareja protagonista, que supuso el gran éxito de un Jeff Goldblum que debutó en el cine junto a Charles Bronson en la película de 1974 "Yo soy la Justicia" y el lanzamiento de una actriz llamada Geena Davis.

Respecto a David Cronenberg ha dirigido películas desde 1969, con estilos que van desde el típico cine gore (no me refiero al tipo que se forra predicando el ecologismo y no logró que el gobierno del que él formaba parte firmara el protocolo de Kyoto), sino a las películas de asco, hasta películas de acción y violencia con importante carga sexual como "Crash" (1996). Es un director polémico que siempre ha contado con seguidores fieles. Este mismo año que acaba ha dirigido la cinta "Promesas del Este" con gran éxito.

miércoles, 19 de diciembre de 2007

Buena Vista Social Club

La primera propuesta de Belén para este ciclo fue este documental sobre un grupo de músicos cubanos que, tras décadas de olvido (la revolución prefirió a los de la nueva trova), han sido rescatados para la música y para el gran público por el guitarrista estadounidense Ry Cooder, recuperación que incluye la publicación de un disco de éxito mundial, la elaboración del documental que nos ocupa y dos ya casi míticos conciertos en Amsterdam y Nueva York.
Dirigida por Wim Wenders (del que ya vimos El cielo sobre Berlín), lo que más me gustó es la frescura de estos casi nonagenarios a la hora de ponerse ante la cámara y los micrófonos, esa especie de brillo especial en sus ojos (cuando recorren las calles de Nueva York, por ejemplo) y, como dijo Miguel, el patrimonio cultural que representan, no sólo por su música, sino también por su forma de vida. Creo que es a este tipo de cosas a lo que se refiere la UNESCO cuando tacha algo de “patrimonio intangible de la humanidad”.


martes, 18 de diciembre de 2007

La venganza de Don Mendo



Hola, mis queridas golfas y golfos!

Después de haber entregado los premios del ciclo seis, retomamos nuestros comentarios sobre las películas del ciclo siete.

Después de Delicatessen, le tocó el turno a Julián, que varió sus planes iniciales, ya que la misma tarde en la que le tocaba poner la película murió Fernando Fernán Gómez, quizás el animal cinematográfico más grande que ha dado nuestro país (con permiso de don Luis). Actor, director, productor, guionista, dramaturgo y personaje excepcional, es una pena que en este banal mundo que nos rodea se le recuerde casi únicamente por sus salidas de tono en ruedas de prensa. En nuestro club hemos podido disfrutar de su buen hacer en varias ocasiones. Le vimos ejercer como director en Mi hija Hildegard y El extraño viaje, y como actor en En la ciudad sin límites, uno de sus últimos papeles. Dotado de una enorme humanidad y gran ironía delante y detrás de la cámara, no hay un James Stewart que le haga sombra en los papeles de galán desgarbado del principio de su carrera.

En esta ocasión Julián eligió un clásico de las letras satíricas españolas, La venganza de Don Mendo, película que Fernán Gómez protagonizó y dirigió en el año 1961, poniendo en imágenes la memorable y archiconocida pieza teatral de Pedro Muñoz Seca. Este humilde posteador tuvo la mala ocurrencia de perdérsela, así que invito a mi buen amigo Juli a añadir en un comentario lo que le parezca sobre la misma.

Y a todos los demás también, por supuesto.

jueves, 13 de diciembre de 2007

PREMIOS DEL CINECLUB VI EDICION

EL VÍDEO DE PRESENTACIÓN:

video

PREMIO A LA MEJOR DIRECCIÓN ARTÍSTICA: DRÁCULA DE BRAM STOKER



PREMIO A LA MEJOR MÚSICA: HEDWIG AND THE UNGRY INCH
PREMIO AL MEJOR ACTOR: JONH CAMERON MITCHELL POR HEDWIG AND THE UNGRY INCH



PREMIO A LA MEJOR ACTRIZ: ARLENE FRANCIS POR UNO, DOS, TRES
PREMIO A LA MEJOR PELÍCULA:UNO, DOS, TRES



PREMIO AL MEJOR DIRECTOR: IGMAR BERGMAN POR EL SÉPTIMO SELLO



PREMIO A LA PEOR PELÍCULA: PERMANENT VACATION

martes, 4 de diciembre de 2007

Delicatessen

Hace ya algunas semanas (perdonad el retraso), Laura nos trajo Delicatessen, película francesa dirigida por Jean Pierre Jeunet y Marc Caro en el año 1991. Película bizarra y extravagante, muy original en planteamiento y realización, es una especie de 13 rue del percebe ambientado en un hipotético futuro no demasiado lejano en el que una sociedad carente de valores se dedica a deportes como la antropofagia con la mayor de las naturalidades. La atmósfera oscura e irreal está muy bien lograda, así como la mezcla de costumbrismo y tenebrismo, de comedia y suspense, todo con el sello de estos dos realizadores galos, que acaba dejando a todo un aspecto de fábula surrealista en el que las cosas significan más de lo que parece.

lunes, 26 de noviembre de 2007

Pauline en la playa

En su última elección Iván nos trajo “Pauline en la playa”, una película dirigida en 1983 por el cineasta francés Eric Rohmer y que obtuvo una buena acogida en nuestro cienclub. La peli nos presenta a una serie de personajes y sus relaciones en el final de un verano en la costa. Esta especie de verano azul de autor se convierte en una deliciosa comedia sobre la forma que tiene cada uno de ellos de enfrentarse a esa cosa tan rara e inaprensible que son las relaciones personales: la atracción, el deseo o el amor están presentes, pero como cada uno busca una cosa, ninguno acaba de conseguirla, en especial el pobre Pierre, que es como si se pasara toda la película con dolor de huevos, si me permitís la expresión.

En la confrontación entre el punto de vista de los adultos y el de los adolescentes (sobre todo de Pauline, la que acaba siendo la más madura de todos, o por lo menos la menos patética) y en la tensión sexual de atracciones no consumadas es donde residen los puntos fuertes de la cinta, que se hace entretenida a pesar de su tremenda sencillez formal y de que sus personajes se pasan más tiempo hablando que actuando.

viernes, 16 de noviembre de 2007

Empieza el ciclo 7 (con cantos gregorianos)

El VII ciclo de nuestro cineclub es un ciclo lleno de citas importantes. A lo largo del mismo cumpliremos 2 años, pondremos la película número 100 a concurso, se celebrará el segundo maratón y será el primer ciclo con dieciséis películas.

Iremos informando puntualmente de todos estos acontecimientos, pero para empezar, dejadme que os hable de la película que puso Miguel para inaugurar el ciclo. Se trata de El gran Silencio, documental dirigido por Philip Groening que nos muestra la vida en un monasterio cartujo en el que sus habitantes han hecho voto de silencio. No es una película fácil, ya que no tiene voz en off, ni entrevistas, ni nada que no sean las imágenes del quehacer cotidiano de estos monjes repetido una y otra vez, de tal manera que el montaje de la película se basa en la repetición como la propia vida de las personas que nos retrata. Se podría discutir si la sensación final es de sosiego y paz o de tedio y agobio, a mi juicio podrían haber sido menos los 167 minutos de metraje, pero más allá de ese detalle, la película tiene cosas interesantes, como el trabajo con la luz (toda natural) que a mi me recordaba a las pinturas del pintor barroco español Francisco de Zurbarán. Os dejo unos ejemplos de su arte, para que me digáis si estoy en lo cierto o ya me rallo demasiado.




martes, 13 de noviembre de 2007

NOMINACIONES

Estimados Sres. miembros del cineclub:

En la próxima sesión ordinaria procederemos a votar las nominaciones para la sexta edición de los premios del cineclub. Las categorías serán las mismas, y aquí tenéis las películas con su orden correcto y un enlace con el post que las comentaba. Podéis opinar, y hacer campaña, tanto como queráis:

El amor perjudica seriamente la salud
Hedwig and the angry inch
El cielo sobre Berlín
El lado oscuro del corazón
La jungla de asfalto
Drácula de Bram Stoker
Amadeus
La edad de la inocencia
Permanent vacation
El séptimo sello
La noche del cazador
El imperio del sol
El gran salto
Uno, dos, tres
Bailando en la oscuridad

lunes, 12 de noviembre de 2007

Tres eran tres

Hola amiguitos, os tengo un poco olvidados últimamente, y os debo, entre otras cosas, una pequeña mención a las películas que nos falta comentar antes de las nominaciones. Ahí van:

1.”La noche del cazador” es la única película como director del actor Charles Laughton, hecho propiciado por el rotundo fracaso de público y crítica que cosechó en su día. Sin embargo, las opiniones sobre la película han ido cambiando a lo largo de los años hasta convertirla en eso que llaman un film de culto. Esta especie de cuento de hadas siniestro, lleno de perversión y de maldad, está atravesado por una atmósfera oscura y perturbadora, como un aire de irrealidad muy bien conseguido. El juego de claroscuros, los contraluces, las marcadas sombras y los estilizados decorados con toques expresionistas dan a la cinta ese aspecto de cuento gótico y te enseñan el mundo (o te transmiten la angustia) a través de los ojos de los niños protagonistas. Os dejo unas imágines de turbadora belleza para que entendáis mejor lo que intentaba expresar con mis torpes palabras.

2.En “El imperio del sol”, volvimos al universo de la infancia, esta vez de la mano del todopoderoso Spielberg, que nos cuenta el proceso de aprendizaje vital de un chaval británico en la China ocupada por los japoneses durante la Segunda Guerra Mundial. A pesar de su habitual grandilocuencia, y de su tendencia a pasearse por el filo del ridículo en las escenas melodramáticas, Spielberg sale airoso (esta vez) y nos deja una cinta cargada de sensibilidad y espectacularidad a partes iguales, que bebe directamente en las fuentes del mejor David Lean. La banda sonora de Jonh Williams es de las mejores de su carrera, y eso es decir mucho. Un ejemplo de lo buenos que pueden ser estos dos cuando trabajan juntos:


3.Desde los tiempos de Elvis (o de Marisol), toda estrella de la canción que se precie tiene que tener su película. Pero la islandesa Bjork, antes muerta que sencilla, no podía conformarse con un “Buscando a Susan desesperadamente”, así que de la mano del danés Lars von Trier, hizo “Dancer in the dark”, un musical con banda sonora de su creación, en el que se mezclan bonitos bailes y melodías con una sórdida, truculenta y tristísima historia de asesinatos, cegueras y penas de muerte. La verdad es que al final consigue emocionar, así que no se puede decir que no cumpla con su cometido, a pesar de que pueda parecer de entrada una película un pelín pretenciosa de más.

Por cierto, que Bailar en la Oscuridad fue la primera película programada por el nuevo miembro del cineclub, al que damos la bienvenida calurosamente seguros de que va a aportar nuevas y refrescantes ideas a la vez que interesantes películas. Bienvenido, David.

lunes, 5 de noviembre de 2007

Puesta al día

Como últimamente andamos un poco a salto de mata, nos hemos ido dejando en el tintero parte de este ciclo. Como estas pelis olvidadas entran en la carrera de las nominaciones, no sería justo que no hiciéramos ni siquiera una pequeña mención. En un par de posts nos ponemos al día, y ya nos ponemos con el séptimo ciclo, que os adelanto que empezó fuerte en el día de ayer. Pero antes acabemos con el sexto:

En Permanent Vacation, Jim Jarmusch nos muestra a un joven turista vital (según sus palabras, que dan título al film) que vaga por un Nueva York de aspecto postapocalíptico cruzándose con personajes enajenados por una supuesta guerra que no llegamos a saber si es real o fruto de la locura de los protagonistas.

Julián dijo de ella: “Para decir que es un bodrio tendría que ser larga, pero como es corta sólo diré que se me hizo larga”. En mi opinión no merece tanta dureza. En realidad no es más que un proyecto de fin de curso con más pretensiones que logros.

Sin embargo, El Séptimo Sello, de Ingmar Bergman, sí son palabras mayores. Es una sublime reflexión sobre la vida y la muerte, las diferentes formas de enfrentarnos a ella, y sobre si merece la pena tanto calentamiento de cabeza. Al final resulta que, como dice muy acertadamente el escudero del caballero protagonista: “por más vueltas que des, el trasero siempre lo tienes detrás”. Así es como una película que reflexiona sobre la muerte se puede convertir en una celebración de la vida.

La diferencia entre estas dos películas es la diferencia entre el querer y el poder.


lunes, 29 de octubre de 2007

Billy Wilder que estás en los cielos

Hola Frikis! Perdonad el título de este post. Yo tenía un profesor en la Universidad que una vez nos corrigió cuando decíamos que cortar una película por la mitad para verla en dos sesiones de su asignatura era un sacrilegio. “En todo caso una perversión”, nos dijo, “el cine no debe ser considerado como algo sagrado. En realidad”, añadió, “nada debería serlo”. Me gustó la frase entonces y siempre intento seguirla cuando me pongo a postear. Prefiero el análisis a la reverencia, prefiero la razón a la fé. Así pues, considerad el título de este escrito como una referencia al discurso de Fernando Trueba en los oscars de 1993 y no como una declaración de intenciones.

En fin, al grano, que de rollo pseudo-filosófico-pajillero ya vamos sobraditos en la blogosfera. Lo que vengo a decir es que el otro día José Antonio trajo, en sesión fuera de concurso, una película maravillosa, una declaración de amor al cine (dirían los más cursis), a la vez que una descarnada crítica de los mecanismos de la fama. Una película de personajes mezquinos y ruínes a los que el director (soberbio, magistral, impresionate Wilder) trata sin embargo con compasión, a pesar de la despiadada ironía de muchos pasajes. Es cine negro, es romántico, es una historia de vampirismo, es cine dentro del cine, es, en suma, una película que lo tiene todo, de la que se podría estar escribiendo durante días, de la que siempre podrás decir algo más.

Otra cosa más que podría decir es que se trata de “El crepúsculo de los dioses”, y aquí os dejo unas gotas de tan exquisito perfume: El plano de Norma Desmond bajando las escaleras es uno de los movimentos de cámara más bellos y emocionantes de toda la historia del cine.




Y después de maravillarnos a todos con esta gran película, José Antonio ha repetido a Wilder en la sesión a concurso que le correspondía. Nos trajo "Uno, Dos, Tres" una comedia de diálogos rápidos y punzantes y acciones aún más rápidas ambientada en el Berlín de la posguerra y protagonizada por un James Cagney inmenso en su papel de director de la factoría berlinesa de Coca Cola. De la mordaz y ácida ironía del viejo Billy no se libra ninguno de los dos lados del telón de acero. Aunque a mi juicio le falta el toque amargo que hace tan especiales otras comedias del director de "el apartamento" (ganadora del premio golfa en su segunda edición), es una película muy recomendable y, sobre todo, extremadamente entretenida.

Tres en uno (imprescindible etiqueta)

Tres sesiones consecutivas nos trajeron tres buenas muestras de lo que se conoce como cine de época. Un despliegue impresionante de trajes largos y espectaculares ambientaciones que nos trasladan a tiempos pasados de formas muy diferentes, y un despliegue de grandes nombres de las últimas décadas de la historia del cine. Con mayúsculas, por supuesto: COPPOLA, FORMAN, SCORSESE. Estos tres títulos que comparten la espectacularidad de su puesta en escena son: Drácula de Bram Stoker, Amadeus y La edad de la inocencia.

En su Drácula, Coppola le da una vuelta de tuerca al mito vampírico por excelencia, siguiendo la estructura del libro de Stoker para introducir una lectura novedosa y presentarnos a un conde transilvano que ya no es meramente la encarnación del mal absoluto, sino un ser atormentado y enamorado, escindido entre su sed de sangre y su deseo de amar más allá del tiempo, todo ello condensado en un bello final que se aleja del tópico del vampiro para acercarse al de la bella y la bestia.

En Amadeus, Milos Forman hace un retrato biográfico de Mozart marcado por una cuidadosa recreación histórica, a través de los ojos de su mayor enemigo, que a la vez es su mayor admirador. Un soberbio F. Murray Abraham da vida a este Salieri atormentado por ser el único que reconoce el talento inmenso de un petimetre al que aborrece, justo el talento que a él le falta.


En La Edad de la Inocencia, Scorsese nos presenta una historia de amor no consumado en la alta sociedad neoyorquina de finales del siglo XIX. Basada en la novela de Edith Warthon, nos sumerge en una sociedad de buenas formas y amables maneras que apresa a los protagonistas con una férrea muralla de convenciones sociales y sutilezas, que no por sutiles son menos eficaces. En la que posiblemente sea la mejor interpretación de su carrera, Wynona Ryder, en su papel de prometida de Daniel Day Lewis y a la que vimos también en Drácula, es la perfecta personificación de esa hipócrita sociedad cuando a lo largo de la película se va mostrando que tras su máscara de absoluta inocencia esconde una mujer manipuladora y fría, consciente del status quo del mundo en que se mueve y dispuesta a preservarlo a toda costa.

martes, 23 de octubre de 2007

Otro poco de historia

Seguimos rescatando las sesiones antiguas. Después de "El cielo sobre Berlín", Julián puso "El lado oscuro del corazón" y Belén "La jungla de asfalto", todo un clásico.

Esto es lo que se dijo sobre ellas:

El lado oscuro del corazón es una película del año 1992 dirigida por Eliseo Subiela y basada en poemas de Mario Benedetti, Oliverio Girando y Juan Gelman. Nos cuenta la historia de un poeta que sobrevive haciendo trabajillos para una agencia de publicidad y que se dedica a buscar por esos mundos una mujer que sepa volar. Finalmente la encuentra en un burdel de Montevideo. Es la película que programó Julián en la pasada sesión a concurso del jueves día 28 de junio.
La película está plagada de toques surrealistas (la presencia de la muerte como un personaje más, la madre del protagonista reencarnada en una vaca, el puente aereo Buenos Aires-Montevideo,…) que serán muy del gusto de los amantes del realismo mágico sudamericano, pero en el fondo es como si a El cielo sobre Berlin le hiciera unos arreglos en el guión el Woody Allen de Annie Hall. Ni es tan original como parece, ni tan profunda como pretende serlo.
Pero a pesar de todas mis reticencias, reconozco que la peli se ve con una sonrisa y te deja un buen sabor de boca, la redimen la belleza de algunas de sus imágenes (Oliverio en el ferri, la ciudad despertando,…), la inteligencia de los diálogos y la habilidad de Subiela como guionista, sobre todo porque cuando empiezas a estar harto de tanta trascendencia de todo a cien, te sorprende hábilmente con un toque irónico como para demostrar que en el fondo ni él ni sus personajes se toman a si mismos tan en serio como pueda esperarse tratándose de porteños.



En la sesión de la semana pasada vimos, elegida por Belén, La jungla de asfalto, dirigida por el gran Jonh Huston en el año 1949. Una muestra perfecta de cine negro con un guión redondo que funciona como un mecanismo de relojería. Primero presentando a los personajes, luego planteando el conflicto y finalmente resolviéndolo de la única manera lógica, porque la película no sólo inaugura una tradición en lo que al cine de atracos se refiere (es fácil ver su huella en Atraco Perfecto, de Kubrik, por ejemplo) sino que también introduce un tema crucial en el cine de gansters contemporáneo: El destino fatal, la imposibilidad de la redención, temas que hemos visto continuamente en el cine negro, desde el carlito´s way de Brian de Palma al Road to perdition de Sam Mendes, pasando por el Heat de Michael Mann.

Al contrario de lo que algunos han dicho, el tono de Huston no es, en mi opinión, moralista (salvo en el discurso del policía, que parece un añadido para burlar la censura de la época), no juzga a sus personajes, no los presenta como malvados, y hace que nos identifiquemos con esos atracadores haciéndolos simpáticos y mostrando sus vidas familiares para conmovernos con su trágico final. En resumen, la línea que separa la ley del crimen sólo es como dice un personaje "fruto de una elección equivocada".

lunes, 22 de octubre de 2007

Más cosas de este ciclo

Seguimos rescatando.

Después de "El amor perjudica seriamente la salud" vimos "Hedwig and the ungry inch", un desquiciado musical que supera la falta de presupuesto con imaginación y originalida a raudales, y cuyo comentario original no ha podido ser rescatado. Es una pena porque fue el mayor éxito de crítica y público de Iván después de muchas sesiones. Os dejo una muestra en vídeo para que os hagaís una idea.



Inmediatamente después, vimos "El cielo sobre Berlín", y esto es lo que se publicó en el blog por aquel entonces:



En la última sesión a concurso, Laura nos trajo El cielo sobre Berlín, película del director alemán Wim Wenders, que obtuvo críticas más bien desfavorables. La historia de la peli nos cuenta cómo un ángel hastiado de la eternidad quiere experimentar el mundo de lo sensorial y hacerse humano para vivir él mismo todas esas sensaciones y sentimientos que lleva siglos escrutando en los pensamientos de la gente a la que proteje, sin acabar de comprenderlos del todo. La película también habla del Berlín de la posguerra y la Alemania cercenada por la herida del muro, la culpa y la derrota. Y también hay una historia de amor y el rodaje de una película. Parecen muchas cosas, pero al final la película te deja con la sensación de haberte contado muy poco.

Los grandilocuentes y muy elegantes planos de grúa y el cuidado puesto en el empaquetado visual (la mortecina fotografía en blanco y negro, las secuencias en el espectacular escenario de la biblioteca,..) no esconden, sin embargo, que la película está ya contada en su ochenta por ciento tras la escena de los dos ángeles en el BMW, y que los largos soliloquios de las voces en off (cuando el niño era niño…y cuando no era niño…y dale otra vez con el niño) y la ausencia de trama en el sentido clásico del término, la vuelven bastante aburrida y pedante.

En Internet he leído sobre esta película algo así como “Me gustan las películas aburridas, porque me dan tiempo para pensarlas”. Yo pensé algo parecido cuando vimos Stalker (por cierto Wenders dedica El Cielo sobre Berlin, entre otros, a Tarkovsky) pero esta vez reconozco que pensé menos y me aburrí, por tanto, bastante más. Pero esto sólo es la opinión de esta humilde golfa. Por eso os dejo un enlace a la crítica entusiasta y sesuda de un tal Alejandro G. Calvo:

Cielo sobre Berlín (Der Himmel über Berlin, 1987)



Sombras del pasado

Hola a todos!

Os prometí que llegarían a esta nueva ubicación las noticias que se perdieron con la muerte del antiguo blog del cineclub en la medida que pudiéramos rescatarlas. Muchas de ellas se han perdido para siempre, pero otras se irán publicando.

Para empezar, os dejo el comentario de "El amor perjudica seriamente la salud", película que programó Miguel en el ya lejano y estival inicio del sexto ciclo que estamos a punto de terminar estos días:

La última sesión del Cine Club nos dejó “El amor perjudica seriamente la salud”, película española dirigida por Manuel Gómez Pereira, que nos demuestra cómo en la comedia española se puede ser moderno más allá de Almodóvar y se puede ser clásico más allá de “Cine de barrio”. Miguel resumió muy bien el espíritu de la película con la frase que eligió para la presentación: “Mañana, cuando bajes a por el periódico, no compres pan, que tengo en el congelador”. Dicho por la santa esposa de Santi después de un romántico baile y un apasionado beso, nos demuestra qué distinta es esa relación de la que Santi tiene con Diana, un continuo coitus interruptus de más de treinta años de peleas y reconciliaciones. Se quieren y se odian a partes iguales, se complican la vida el uno al otro, pero nunca se aburren, no se exponen a la rutina ni al desgaste, y por eso nunca desaparece aquella primera pasión. La película es muy agradable de ver, con su tono de comedia sofisticada, con un aire al estilo sesentero, elegante y despreocupado de Stanley Donen o Blake Edwards; su esmerada dirección artística, llena de lujosos escenarios; su bastante bien hilvanado guión, repleto de frases memorables y homenajes a más de un clásico; sus más que aceptables efectos especiales a lo “Forrest Gump”, etc. La elección de dos actores distintos para cada protagonista hace inevitables las comparaciones. Los cuatro hacen una gran labor, pero si tuviera que elegir me quedaba con Penélope Cruz, que por momentos recuerda a Audrey Hepburn (la escena del atropello o ese plano maravilloso del palco en la actuación de Raphael), y Juanjo Puigcorbé, que también está espléndido, por ejemplo, en la escena del hotel, el día de la muerte de Jonh Lennon.

lunes, 8 de octubre de 2007

El gran Salto

Ante la trágica sumisión en la nada del anterior blog, inauguramos los comentarios cinéfilos con el de la película que vimos ayer.
Se trata de "El gran salto", un film de los hermanos Coen de 1.994, con un reparto de auténtico lujo , y es que siempre que aparece Paul Newman en una película, ya es un reparto de lujo. Le acompañan en el elenco Tim Robbins y Jennifer Jason Leigh, y varios secundarios marca de la casa como John Polito o Steve Buscemi.
La película trata de emular el espíritu de las comedias de Frank Capra, con sus ironías y su humor, trasladando la acción al Wall Street de los años 50, y dotando la narración de un estilo cercano al tebeo (es que me gusta más utilizar esta palabra que "cómic").
En la primera parte de la película se trata de recrear el universo particular donde transcurre la historia, y los Coen lo hacen de manera sublime, dotando la narración con una voz en off que nos lleva con gran maestría al mundo de los tiburones de las finanzas y de la jungla que se encuentra el ingenuo Norville Barnes en la Gran Manzana.
La segunda parte decae un poco, tal y como le ocurre al personaje principal, que de repente se ve en la cima del poder henchido de soberbia, y rápidamente se acomoda y se olvida de quién es. Ha colmado sus ambiciones y se ha olvidado de sus sueños. Las críticas de esta película remarcan que esta empieza bien, pero baja mucho conforme se va desrrollando la historia; desde mi punto de vista, el desarrollo de la película es como la misma evolución del personaje, consigue que tengamos la misma sensación de hastío que tiene el señor Barnes y queremos que vuelva a ser el mismo.
Al final de la película, él vuelve a ser él, y aunque es un tópico lo de chico se reconcilia con chica y viven felices y comen perdices, los espectadores también nos reconciliamos con los Coen, que nos arranca un aplauso cuando se cierra el telón.

Todas las pelis



Aquí tenéis un listado de todas las pelis que hemos ido viendo, con enlace a su comentario correspondiente. Que disfrutéis:

CICLO 18:

28 semanas después
Dallas Buyers club
Withnails and I
Pat Garrett and Billy the Kid
Desmadre a la americana
Senderos de gloria
El cebo
Gracias por fumar
La caza
Idiocracia
Scott Pilgrim contra el mundo
Mujeres enamoradas
Vivir rodando
Cautivos del mal
Enemy
Diner
Mushi-Shi (selección)
Que el cielo la juzgue
El mensajero del miedo
Lock & Stock
Luna de Avellaneda
Begin Again
Behind the Candelabra
De caballos y de hombres
NO

CICLO 17:

Vania en la calle 42
Pina 
Amer
Papillon
This is England
El gran hotel Budapest
Expediente Warren
Her
Yo también
La corbeau
Marea Roja
Man from Earth
Algo en común
Tú, yo, y todos los demás
Inside Llewyn Davis
Mediterraneo
Bande a part
Adios muchachos
Clerks
Local Hero
El mago de Oz
Krampack
El hombre con rayos X en los ojos
Charly
Quiéreme si te atreves
Hanna
La vida de Adelle
El desencanto

CICLO 16:

Plata quemada
Big fish
Rebeldes del Swinn
The Royal Tennembaums
Nadie hablará de nosotras cuando hayamos muerto
Bestias del sur salvaje
Looper
El sol del membrillo
Un toque de canela
Las sesiones
Otra Tierra
Searching for Sugar Man
El irlandés
Defendor
Juego de lágrimas
Paranormal activity
El secreto de sus ojos
Golfus de Roma
Vivir de Akira Kurosawa
Balada triste de trompeta
Medianeras
La fuente de las mujeres
El vientre del arquitecto
Suspense
Wall-e

CICLO 15:

Soy leyenda
Quantum of Solace
St. Ralph
Vive como quieras
Chico y Rita
Gritos y susurros
La invención de Hugo
Intocable
Moonrise Kingdom
Roma, ciudad abierta
Billy Elliot
Ven y mira (Masacre)
Cristal oscuro
Conocerás al hombre de tus sueños
Trainspotting
Ping Pong Mongol
Los Cronocrímenes
Yo soy el amor
Orson West
Robin y Marian
I saw the Devil
Ninotchka
El maquinista de la General
Vacaciones en Roma
Antes de que el diablo sepa que has muerto
Human nature
El verdugo
Ghost World
¿Qué hace una chica como tú en un sitio como este?
El último cuplé
Velvet Goldmine
Yo vigilo el camino

CICLO 14:

Happiness
Raising Víctor Vargas
127 horas
La noche del demonio
El día de la bestia
Vértigo
Las diabólicas
El Concierto
Waking life
El gran Lebowsky
The pervert's guide to cinema
Déjame entrar
Recuerda
Two lovers
La eternidad y un día
Melancholia
Rashomon
Daddy-O
Moon
El Exorcista
The Queen
Tiempos modernos
Un ciudadano ejemplar
Hoy empieza todo
La teta asustada
El hombre del tiempo
La conversación
El señor de la guerra
El amigo americano
Eclipse Total
Delitos y faltas

CICLO 13:

Historias de Philadelphia
Las vidas posibles de Mr. Nobody
Cronos
La hora 25
Tarde de perros
Canino
El milagro de Anna Sullivan
Once
Rebobine por favor
La última locura
Lars y una chica de verdad
La condesa descalza
Perfect Blue
Paraísos
Terrorífica luna de miel
Zombies party
El inadaptado
Camino
Cuando el destino nos alcance
Mullholand Drive
Winchester 73
Tierras de penumbra
El Bulli: Historia de un sueño (fragmentos)
Los mundos de Coraline
Borat
Encuentros en la tercera fase
El show de Truman
Enter the void
This is Spinal Tap
El discurso del Rey

CICLO 12:

La buena estrella
El hijo de Rambow
Pulp Fiction
Los crímenes del museo de cera
Cabaret
Star Trek 2010
El ladrón de orquídeas
Deseando amar
El experimento
Lokas
Encadenados
Magnolias de acero
In the cut
Los juncos salvajes
A.V. (adult Video)
El perfume
Sin City
Calabuig
Pequeño gran hombre
Días de vino y rosas
La calumnia
Celda 211
Exit through the gift shop
Nunca en domingo
Cyntia
La princesa Mononoke
Louise-Mitchel
Shortbus

CICLO 11:

Granujas de medio pelo
Comer, beber, amar
Lady Chatterley
Cube
La gran evasión
Fellini Satiricón
El nuevo caso del inspector Clouseau
La vida de los otros
La strada
Tierra y libertad
Plácido
Donnie Darko
Primer
El lector
La vida es bella
Hair
Charada
Noche en la tierra
Smoke
Horizontes de grandeza
Tideland

CICLO 10:

Alguien voló sobre el nido del cuco
Vixen!
Matrix
Por un puñado de dólares
Buenas noches y buenas suerte
El marido de la peluquera
Uno de los nuestros
La jauría humana
Esperando la carroza
Los limoneros
Persépolis
El viaje de Chihiro
El cuarto angel
The Rocky Horror picture show
Kramer contra Kramer
Dos hombres y un destino
Little Miss Sunshine
Sed de mal
El sabor de la sandía
El baile
Monssieur Verdoux
Snatch. Cerdos y diamantes
The matador
Corre, Lola, corre
Las invasiones bárbaras
Leolo
La huella
Los pájaros
Brick
2001: Una odisea del espacio
En el calor de la noche
Vecinos invasores
Juan Nadie
Carretera perdida
Primera plana
Carandiru
M.A.S.H.
De latir mi corazón se ha parado
8 mujeres
Noviembre

CICLO 9:

Hacia rutas salvajes
Baraka
Blade Runner
Quiero la cabeza de Alfredo García
Cosas que nunca te dije
Solo ante el peligro
El hijo de la novia
Familia
Familia rodante
En bandeja de plata
Matar a un ruiseñor
Underground

CICLO 8:

¿A quien ama Gilbert Grape?
El mercader de las cuatro estaciones
Zatoichi
El Cuervo de Roger Corman
Una noche en la ópera
Las amistades peligrosas
Planeta prohibido
Ciudad de Dios
La boda de Muriel
Amanece que no es poco
Hannah y sus Hermanas

CICLO 7:

El Gran Silencio
Pauline en la playa
Delicatessen
La venganza de Don Mendo
Buena Vista Social Club
La mosca
Campanadas a medianoche
Doce hombres sin piedad
El club de la lucha
La habitación verde
El tiempo del lobo
Con la muerte en los talones
La cena de los idiotas
Cyrano de Bergerac
Enrique V
El manantial
Un rey en la Habana
Battle Royale

CICLO 6:

El amor perjudica seriamente la salud
Hedwig and the ungry inch
El cielo sobre Berlín
El lado oscuro del corazón
La jungla de asfalto
Dracula de Bram Stoker
Amadeus
La edad de la inocencia
Permanent Vacation
El séptimo sello
La noche del cazador
El imperio del sol
El gran salto
Uno, dos, tres
Bailar en la oscuridad

CICLO 5:

El increible hombre menguante
El contrato del dibujante
El soplo al corazon
El hombre que mató a Liberty Valance
Al final de la escapada
El hombre elefante
Mi tío
Magnolia
¿Y tú que sabes?
Moulin Rouge
El invisible Harvey
Muerte entre las flores
Dos en la carretera
Más dura será la caída

CICLO 4:

Perdona bonita, pero Lucas me quería a mi
Temporada de patos
Stalker
No sos vos, soy yo
La gata sobre el tejado de zinc
El cielo abierto
Ed Wood
Gilda
Blow up
El jovencito Frankenstein
Shadows
Annie Hall
El ángel exterminador
La habitación del niño

CICLO 3:

¿Quién puede matar a un niño?
El apartamento
Funny Games
Ken park
Old boy
En la ciudad sin límites
Antología Star Trek
El camino a casa
Desayuno con diamantes
Grandes esperanzas
El castañazo
Paradise now
El extraño viaje
Candilejas

CICLO 2:

Nada más
Pi
Olvídate de mi
Perros de paja
Primavera, verano, otoño, invierno y primavera
Mucho ruido y pocas nueces
Lo que queda del dia
Gattacca
Mi hija Hildegart
El gran azul
El guateque
El violinista en el tejado
Chinatown
Extraños en un tren

CICLO 1:

La invasión de los ultracuerpos
Cantando bajo la lluvia
Arrebato
Arsénico por compasión
Fresas salvajes
Fahrenheit 451
Luces de la ciudad
La tormenta de hielo
Entre copas
Solaris (versión Soderbergh)
El milagro de P. Tinto
El tercer hombre
Doce monos
La parada de los monstruos
La novia cadaver